Mi?rcoles, 04 de febrero de 2009
Publicado por Curunir @ 21:20  | Comentario
Comentarios (1)  | Enviar

artículos de Revista de Occidente.

Número 329.

 

La caza de brujas .- YURI LOTMAN

 

Artículo muy denso e interesante. Se trata de un inédito de este sociólogo que estudió el miedo en las sociedades, anticipándose en cierta medida a  los estudios de la sociedad del riesgo tan en boga en la actualidad en los círculos sociológicos americanos.

 

 

Traza una sinopsis histórica acerca de los momentos en que la sociedad ha vivido crisis de pánico generalizado, que determinaron conductas agresivas o excluyentes, y también el advenimiento  de estamentos que se caracterizaron por una extrema crueldad en sus métodos e insolidaridad de sus supuestos.

 

 

Diferencia entre la sociedad reaccionando cruelmente por el miedo a la amenaza de agentes conocidos (ejemplificado en los métodos utilizados por los ciudadanos pudientes ante la amenaza de la peste negra), que determinó un tipo de vida social entre los ciudadanos de los países europeos afectados; y el miedo en sí ante la amenaza de algo intangible, que determino la caza de brujas llevada a cabo en las sociedades europeas y norteamericanas durante los siglos XVI  a XVII.

 

 

Manifiesta categóricamente que esta caza de brujas (seres humanos con determinadas características sobrenaturales atribuidas a la influencia del diablo), se instó cuando los estamentos eclesiásticos vislumbraron que el poder de lo científico socavaba literalmente los fundamentos sobre los que se sostenía el edificio de la iglesia, sobre todo la católica, y con ellos, las prebendas y los privilegios de la clase sacerdotal. No tanto la Inquisición, que perseguía herejes, sino la psicosis social que provocó el que  los intereses particulares y los odios privados encontraran satisfacción en la denuncia.

 

 

La denuncia era sinónimo de condenación. Una mujer acusada de brujería no tenía que justificarse, ni exonerarse, sino confesar, de ahí la brutal y cruel sofisticación de los elementos encargados de obligar la confesión, la tecnificación de lo sádico en los instrumentos de tortura. Y más que la confesión no suponía el perdón, sino el cese de la tortura para pasar a sufrir el castigo por la actividad condenada, que era la muerte, en la hoguera generalmente.

 

 

Es un artículo muy interesante, pero a mí particularmente no me ha revelado nada nuevo, como no sea una serie de hechos irrebatibles en que puede apoyarse un estudio de la psicosis colectiva, del poder del convencimiento a través del miedo y del uso de la semiótica del terror para imponer ideas, canalizar rencores o eliminar obstáculos molestos, generalmente enemigos u oponentes, adversarios o competidores.

 


Tags: CEBRERO, comentario, Revista de Occidente, Lotman, blog

Comentarios
Publicado por Invitado
Jueves, 15 de marzo de 2012 | 3:04

¡¡¡¡¡ NECESITO CONSEGUIR ESTE ARTÍCULO !!!!

[email protected]